Slayers|| Aventura, fantasía y magia, mucha magia

Ficha técnica

Slayers

Título: Slayers, Slayers Next, Slayers Try, Slayers Revolution, Slayers Evolution-R

Género: aventura, fantasía, comedia

Estudio: E&G Films (tres primeras temporadas, que adaptan las novelas) y J.C. Staff en las dos últimas (que son de contenido original)

Año de emisión: 1995-97 y 2008-09

Episodios: 104, divididos en 5 temporadas.

Novela: 15 novelas adaptadas parcialmente

Sinopsis

Reena Inverse es una orgullosa y ambiciosa maga, el terror de los bandidos y siempre en busca de riqueza y fama. Durante sus travesía se encontrará con Gaudy, un guerrero con una poderosa espada que llamará la atención de Reena. En un primer momento se juntarán de forma momentánea, pero con el tiempo irán congeniando y viviendo múltiples aventuras junto a otros viajeros y poderosos amigos y aliados.

Opinión personal

Argumento

Slayers nos cuenta las aventuras de Reena Inverse, una famosa, poderosa y autoproclamada bella maga que se dedica a vagar por el mundo tomando las riquezas de bandidos. A lo largo de sus travesías por un mundo lleno de demonios, dragones, peces hombre y diversos seres mágicos más, Reena irá contando con nuevos compañeros de viaje, como Gaudy Gabriev o Amelia. Las tres primeras temporadas, de 26 capítulos cada una, adaptan parte de las novelas originales y presentan una aventura diferente cada una. Las dos últimas, de 13 episodios cada una (más modernas y del 2008-2009), no siguen las novelas y están conectadas entre ellas.

Si algo he de recomendar y resaltar de este clásico de los 90 son precisamente las temporadas que pertenecen a esa década. Son las temporadas que presentan unas aventuras más potentes e interesantes. La primera temporada puede parecer la más floja, pero solo porque está empezando a arrancar y el grupo protagonista se está formando y empezando a congeniar. Aunque eso no significa que no de un buen y épico final, como lo hacen las dos siguientes temporadas. En Slayers Next y Slayers Try el grupo protagonista ya se completa y entonces es cuando las distintas aventuras van rodadas y pueden disfrutarse más. No es una serie muy compleja, las historias suelen ir entorno a un objeto mágico ancestral, o algún monstruo o ser legendario de nombre rimbombante cuyo despertar supondría un gran peligro (muy al estilo Dungeons and Dragons). La gracia en sí de Slayers está en cómo los protagonistas acaban con los conflictos a los que se enfrentan, mientras todo es presentado mayoritariamente de forma humorística, riéndose un poco del género mismo, aunque también tiene sus momentos de tomarse en serio. Suele saltar entre esos dos estilos sin que se lleguen a estorbar o sea contraproducente (algo parecido a lo que hace Gintama).

La cuarta temporada, Slayers Revolution, es algo más floja debido a una falta de unos antagonistas decentes, pues los que hay no pasan del nivel de secundario que estorba y no supone ningún peligro. Slayers Evolution-R tiene el problema que da demasiadas vueltas y presenta aventuras algo intrascendentes, y hasta muy al final no remonta. No solo eso, sino que remonta tirando de nostalgia con temas de temporadas anteriores, y aunque no puedo negar que me hizo gracia volver a ver a cierto personaje, no puedo evitar darme cuenta del truco que hacen al no adaptar las novelas originales. Las disfruté también, pero puede que no tanto como las temporadas de los 90.

Slayers

Como conclusión respecto al apartado del argumento, decir que Slayers logra mostrar un entretenido  mundo mágico lleno de leyendas, seres místicos, guerras ancestrales… Y unas divertidas y épicas aventuras que siguen todos esos temas. Es simplona y podría hacerse repetitiva (ya que no es precisamente corta), todo depende del espectador y de lo que lleguen a gustar los personajes.

Personajes

Todas esas aventuras no serían nada sin el fantástico elenco de protagonistas: Reena, Gaudy, Amelia y Zelgadis. Un poderosa maga engreída, un guerrero con un deficiente coeficiente intelectual, una maga/ princesa obsesionada con repartir justicia y paz allá donde va y un mago/ guerrero que fue maldito con ser medio hombre y medio golem. El punto fuerte de Slayers es como estos personajes tan distintos van interactuando durante los viajes y combates a los que les llevan las distintas aventuras.  Reena, Gaudy y Amelia siempre dan el punto más humorístico, mientras que Zelgadis es de los pocos que suele mantener una postura seria que contrasta con sus compañeros de viaje (también es el personaje más dramático).

Después tenemos a distintos secundarios que van apareciendo y desapareciendo de escena, especialmente Xellos, un tipo de lo más misterioso y cuyas motivaciones suelen restar en secreto. ¿Amigo? ¿Enemigo? Quién sabe. Ese es el más destacable, pues después cada temporada tiene a sus secundarios particulares que no aparecen en el resto de la serie. Respecto a los enemigos, hay muchos de secundarios que no tienen nada que hacer contra Reena y son más usados como broma y títeres ante el gran poder de la protagonista. Cada temporada tiene a su gran villano final, el que supone un verdadero peligro y en general cumplen bien su papel de malo malísimo clásico. El sacerdote rojo Rezo, de la primera temporada, es probablemente el más memorable y con más gracia (sobre todo por la canción que suena cuando está en escena), al contrario que el resto, que son bastante simples.

 

Arte y animación

Las tres primeras temporadas tienen más de 20 años, así que uno tiene que tener en cuenta eso antes de ponerse a verlas. Personalmente, no suelo tener problemas con la animación antigua, y por suerte además el estilo de dibujo noventero me gusta bastante. Un estilo muy exagerado, estilizado y característico, con ojos bien grandes y peinados imposibles. El diseño de Reena me parece especialmente bueno, con esa gran capa (de las que ya se ven poco), las innecesariamente grandes hombreras, las distintas joyas mágicas y su gran melena pelirroja.

Otro de los problemas que le veo a las dos últimas temporadas es que aunque siguen el estilo de dibujo de los noventa, este se ve algo más infantil y personalmente eso no me gustó mucho. No está mal ver a los personajes en colores más vivos, con las animaciones más modernas que mejoran sobre todo el aspecto de la magia, pero esa infantilización general me defraudó un poco y para mí quitó algo del espíritu de la serie original. Suficiente en broma se suele tomar, como para encima hacer que el dibujo se vea algo infantil. En parte por ello las dos últimas temporadas son más flojas que las tres primeras originales con su encanto noventero.

 

 

OST, openings y endings

Empecé Slayers por su segundo opening, Give a reason. Simplemente, me enamoró la fuerza que tenía y lo adecuado que era para presentar una serie de aventuras y fantasía. Los otros cuatro están cantados también por la que es la seiyuu de Reena (Megumi Hayashibara), y todos ellos siguen un mismo estilo que presenta igualmente bien la historia. Una de las pocas series largas de las que todos sus openings me gustan. Los endings, como suele ocurrir, suelen ser más calmados, aunque siguen más o menos la línea de estilo de los openings.

Respecto a la banda sonora, hay diversos temas que se van repitiendo a lo largo de las 5 temporadas que acompañan bien los momentos de acción, de presentar al villano de turno (Rezo theme, el mejor en este sentido), momentos de tranquilidad o humor o de lanzar el hechizo final que derrotará al malo malísimo (Dragon slave theme): Breathless fighting scene, Thus a brave man departed, An account of being on the road, Heroic action needed, Victory is for me!, Gaudy the warrior… Nada espectacular, pero decente.

 

Conclusión

Un clásico del anime de los 90 que cualquier fan de las series de aventuras y fantasía disfrutará. Te ha de gustar ese estilo de serie especialmente, porque no va mucho más allá. El punto de humor de reírse de ella misma no me lo esperaba y la verdad es que se volvió uno de los elementos de la serie que más me gustaron. Recomiendo especialmente las tres primeras temporadas de los 90, pues son las que guardaré con más cariño en la memoria y las que seguramente algún día sí volveré a ver. Es una serie que cuenta con múltiples OVA’s y películas que, aunque no he visto, seguro lo haré en algún momento y probablemente estarán en la línea de calidad de las primeras temporadas.

Slayers

NOTA: 8

 

Anuncios

Maison Ikkoku|| Romance adulto y comedia ligera “a la Rumiko”

Ficha técnicaMaison Ikkoku

Título: Maison Ikkoku

Género: romance, comedia, slice of life, drama

Estudio: Studio Deen

Año de emisión: 1986-88

Episodios: 96+1 película (prescindible de ver)

Manga: dibujado y escrito por Rumiko Takahashi entre 1980 y 1987 con un total de 15 tomos.

 

Sinopsis

La “maison” Ikkoku es una antigua pensión habitada por 4 personas, entre ellas el protagonista Yusaku Godai. Sus vecinos siempre están molestando, haciendo ruido y fiestas, así que como estudiante que se está preparando para entrar a la universidad llega un punto en el que no los soporta más y decide irse. Pero cambiará de idea el día que ya está con la maleta hecha al llegar la nueva administradora de la pensión: Kyoko Otonashi. Kyoko es preciosa y encantadora, y Godai se enamorará de ella a primera vista y su simple compañía le ayudará a soportar a los molestos vecinos. Para sorpresa del joven enamoradizo Kyoko guarda un secreto bajo su faceta amable y joven: Kyoko es una viuda que ha perdido hace poco a su marido. Aunque ella hace todo lo posible para superarlo y no mantenerse en depresión, su fallecida pareja aún se encuentra muy presente en su corazón, y Godai querrá hacer todo lo posible para ayudarla a superar su pérdida.

 

Opinión personal

Argumento

Maison Ikkoku nos presenta una historia con un tono algo distinto a otras de Rumiko, en las que predomina la comedia sobre el romance y usualmente dejando este en segundo término durante la mayoría de la historia. En este caso des del principio ya vemos con algunos personajes que el romance, el drama y la comedia más ligera y cotidiana serán los que integren la historia, mientras poco a poco se van desarrollando las relaciones entre los personajes y vayan introduciéndose y saliendo de la vida de los protagonistas.

 

Durante gran parte de la serie el desarrollo es fantástico y no se siente nada pesado aún la gran extensión de esta. El ritmo es bueno y no se trata de una comedia romántica adolescente en la que apenas hay un avance en el tiempo. Los personajes protagonistas están entre los 20 y 30 años, y el desarrollo de los sucesos y relaciones no se da en una especie de limbo atemporal, sino que sus vidas avanzan ya sea en los estudios o el trabajo. Gracias a ello la historia es mucho más dinámica y no se queda en el simple toma y daca adolescente de líos y malentendidos (durante la mayoría de la historia, al menos).

Si bien aquello que hace de Maison Ikkoku una muy buena comedia romántica es presentar un romance con personajes más adultos y desarrollarlo en general de forma más madura, esto solo se cumple aproximadamente en los primeros 50 episodios. A lo largo de todos esos capítulos lo que he dicho se cumple perfectamente, todo se siente muy natural, la dinámica de las relaciones es muy entretenida y no hay esa sensación de “no avanzar”. Pero por desgracia hay un punto en el que la historia empieza a dar vueltas, y personajes que parecía que ya habían aportado su granito de arena en la historia reaparecen para dar lugar a arcos argumentales que se nota que no llevan a ningún sitio. Lo que había sido un fantástico romance maduro la mar de gratificante empieza a hacer uso de truquitos y tonterías varias de las comedias románticas adolescentes para alargar más una historia que ya había contado todo lo que tenía que contar y le quedaban solo algunos pasos para cerrarse por completo. En vez de hacer eso, se empieza a estirar con líos y malentendidos varios que no aportan nada a la historia y, de hecho, rompen bastante la magia (tanto en personajes como argumento) que se había construido tan bien hasta el momento.

 

Por desgracia parcialmente esa es la sensación con la que me quedé con este anime, aunque no por ello no voy a recomendarlo y tildarlo de malo. Simplemente, no es la gran serie perfecta de Rumiko Takahashi que había entendido que era. Tiene problemas y algunos de ellos severos, así que para mí se quedó en algo intermedio. Tampoco diré que le sobran los 46 episodios posteriores a los fantásticos 50 que he dicho, pero sí al menos unos 20 con varios arcos argumentales que estorban y desmejoran bastante tanto el argumento como los personajes. Igualmente, dentro de esa casi segunda parte tiene momentos muy buenos y algunos personajes dan lo mejor de sí, mientras que otros cansan o tienen comportamientos que carecen de sentido en ellos.

 

[SPOILER ALERT]

Para aquellos que ya hayáis visto el anime me gustaría compartir algunos de esos pecados que hacen que para mí esta comedia romántica se vaya parcialmente al garete y que en su tramo final deseche como si nada lo que había construido. Primero de todo: Yagami. Su primer arco es divertido, sabemos que no llegará a nada con Godai pero ofrece esa versión joven de cómo era Kyoko con Soichiro,  teniendo así su encanto y ofreciendo un buen entretenimiento. Pero después vuelve a aparecer con el tema del trabajo de Godai, siendo esta vez más un estorbo y recuperando esa supuesta tensión romántica que ya sabíamos que no llevaba a nada. Además, Kyoko en ese momento empieza a comportarse como una cría (de las varias veces que lo hará), poniéndose celosa de los intentos de Yagami de conquistar a Godai y haciendo así que el personaje de Kyoko se devalúe y le pierdas algo el respeto.

Después tenemos a Kozue, el único personaje femenino que verdaderamente presenta conflicto con el romance principal. Sus primeras intervenciones están bien, estorba (en buen sentido) y aporta una buena tensión al principio. Eso se queda algo apartado al inicio de la serie, desapareciendo entonces durante muchos episodios, aproximadamente más de 20. Ya en el tramo final de la historia (como en los últimos 10 episodios) vuelve a aparecer de la nada para estorbar (ahora en el mal sentido) en los últimos pasos que debe dar la relación entre Godai y Kyoko. Aparece de la nada, su reintroducción es muy gratuita y mal hecha, los líos que se producen no tienen sentido y la actitud de Kyoko frente todo el tema con ella es muy estúpido y digno de una cría. Además, reaparece una vez Mitaka ya ha salido de la ecuación del triángulo amoroso, lo cual lo hace más frustrante todavía.

A la serie en muchos aspectos le pesan los años que tiene, algunos de ellos comprensibles (detalles machistas y clasistas) y que no criticaré por la época y cultura, pero a otros simplemente no les encontré sentido. Hay un momento en el Kyoko ya quiere a Godai, tiene medio superado el tema de Soichiro y acepta volver a casarse. ¿Por qué no tira hacia delante sabiendo que Godai la ama? Le dice que puede esperar a que se gradúe y tenga un trabajo estable para entonces casarse y ser pareja. No sé si esto es cultural o por la época, pero simplemente la actitud de Kyoko en ese aspecto me pareció deplorable y una manera de añadir tensión y alargar la historia muy decepcionante y rastrera. Personalmente, a partir de ese momento le perdí el respeto al personaje y no me lo pude tomar en serio, además de por los múltiples momentos en los que se comporta como una cría y de forma irracional.

Finalmente, decir que si bien la historia tiene un buen desarrollo respecto a las vidas de los protagonistas, creo que el paso por la universidad de Godai está totalmente desaprovechado y solo es usado de forma rastrera con lo que he comentado anteriormente. ¡Ni siquiera se dice qué estudia! Tampoco es como si importase, porque no se ha ni graduado y ya está buscando un trabajo genérico de salaryman o tonteando con lo de ser profesor de preescolar. Ese aspecto me molestó bastante, además de que se juntó con uno de los peores momentos de la serie, que es todo el tema del padre de Yagami y la insistencia de ella para que este contrate a Godai.

[FIN DE LOS SPOILERS]

Personajes

Como protagonista tenemos a Yusaku Godai, un desastre de muchacho que al inicio de la serie se está preparando para entrar a la universidad. Un protagonista algo típico que se enamora a primera vista de Kyoko, la nueva gerente de la Maison Ikkoku. A lo largo de la historia le veremos sufrir por infinitos motivos, ya sea por desesperación por sus molestos vecinos, el trabajo o estudios, o a causa de los diversos personajes que aparecerán en su vida. Su vida como universitario es bastante desaprovechada no solo en él como personaje, sino también argumentalmente. Posteriormente, su progreso en la vida sí es aprovechado y tiene su crecimiento personal, y en ese aspecto es un protagonista algo distinto al que podemos ver en otros romances.

 

Como protagonista femenina tenemos a Kyoko Otonashi, la administradora de la Maison Ikkoku. Se trata al principio de uno de los personajes más interesantes y con potencial de la historia, ya que es la que ofrece el punto más maduro y distinto respecto a otras obras del género o de otros mangas de Rumiko. ¿Por qué? Porque Kyoko se ha convertido en viuda recientemente. Este gran detalle influenciará sobremanera la historia y las relaciones con los distintos personajes, tendrá un comprensivo lento desarrollo y está bien tratado y aprovechado (siempre teniendo presente la época en la que se da la historia). Por desgracia, el alargamiento innecesario de la serie le afecta bastante y muchas veces se comporta de forma que echan algo a perder el personaje.

 

Por otro lado tenemos a los vecinos de los protagonistas: Akemi, la señora Ichinose y Yotsuya. Un trío de secundarios muy divertidos y simpáticos que le harán la vida imposible a Godai múltiples veces y que ofrecerán el contrapunto de comedia a todo el drama de Kyoko o el romance general de la historia. Personalmente, aunque tienen su encanto son otros personajes que se ven afectados por el estiramiento de la serie y que me acabaron cansando algo. Finalmente, aparte de otros secundarios, tenemos al personaje que completa el triángulo amoroso de la historia: el atractivo, rico y orgulloso Mitaka. Profesor de tenis de Kyoko e Ichinose, es un personaje bastante divertido, carismático y que cumple fantásticamente su rol de ser el rival amoroso de Godai. Uno de mis favoritos, por no decir el que más me gustó y que soporta mejor la gran durada de la serie.

 

Arte y animación

Si algo hay de este anime que no le puedo criticar es el diseño de personajes. A excepción de Godai, que me parece muy corriente y normalucho, el resto son fácilmente identificables, tienen carisma solo con verlos y encarnan muy bien la personalidad del personaje. A destacar especialmente el trío calavera que forman Akemi, Ichinose y Yotsuya. Ah, y ver a Soichiro (el perro de Kyoko) con esos ojos siempre me ha arrancado una sonrisa. Gran mascota!

 

El dibujo se sostiene bastante bien, de tanto en tanto había capítulos con algunos planos de detalle muy bien hechos (ya fuesen caras o objetos) y los fondos también han aguantado correctamente el tiempo. Algunos detalles de expresiones típicas de Rumiko están bien plasmadas en anime, todo correcto en este apartado. De la animación poco a destacar, tampoco es una serie que requiera de ningún tipo de filigrana, simplemente cumple.

 

OST, openings y endings

No hay ni un solo opening y ending que quede mal, prácticamente todos me han gustado e introducen y despiden los capítulos fantásticamente. Algunos de ellos, especialmente el primero, tienen un regusto a nostalgia que le da un muy buen toque a la serie. La mayoría están hechos por un animador llamado Koji Nanke, de un estilo bastante identificable en estos y en otras series, incluso algunas de Rumiko. Nanke es un animador centrado en animaciones musicales (videoclips, openings y endings), y la verdad es que lo hace con muy buen gusto. A veces hace ligeros cambios en los diseños de personajes que no les sientan nada mal y los vídeos en sí son divertidos y transmiten muy bien la temática y tónica de la historia. Eso respecto a los openings, los endings son más calmados y simplistas, con su estilo también identificable que deja una buena sensación de paz perfecta para despedir el capítulo.

Compuesta parcialmente por Kenji Kawai (Ghost in the Shell), es una banda sonora correcta, pero tampoco nada memorable. Algún tema ambiental bueno o de comedia como A mysterious guest, Small run away theme y At a run, y otras más dramáticas o románticas como Sadness, Take shelter from rain o Autmn. Pero tampoco es nada que destaque especialmente, y del resto no hay nada que recuerde con demasiado gusto y que merezca ser mencionado. Bonita o divertida cuando debe serlo, sin más.

 

Conclusión

Concluyendo, Maison Ikkoku es sin lugar a dudas la serie más diferente de Rumiko pues se aleja de esas historias eternas como Ranma ½ o Inuyasha, además de tratar con personajes y argumento de forma más madura, seria y dramática. Por desgracia, acaba cayendo un poco en ese alargamiento excesivo e introduce algunos elementos que no le sientan nada bien y que rompen con aquello que hacía de la serie algo muy bueno. Teniendo cuenta que el manga original tiene solo 15 tomos, probablemente os haríais un favor yendo directamente a este, ya que me da la sensación de que todo lo que en el anime se hace mal ahí debe ser algo menor y que no deja un recuerdo tan malo. Aún todo eso, no deja de ser una comedia romántica cuya gran parte de su trayectoria se sostiene muy bien y nos deja con un fantástico plantel de personajes la mar de carismático (como la mayoría de la autora). Así que queda igualmente recomendada.

Maison Ikkoku

NOTA: 7’7

Kimagure Orange Road|| Poderes sobrenaturales y un triángulo amoroso

Ficha técnicaKimagure Orange Road

Título: Kimagure Orange Road

Género: romance, comedia, slice of life

Estudio: Studio Pierrot

Años de emisión: 1987-88

Episodios: 48 + 8 OVA’s + 1 película

Manga: 18 volúmenes publicados entre 1984 y 1987. Escritos y dibujados por Izumi Matsumoto.

Sinopsis

El quinceañero Kyosuke Kasuga se ha trasladado a una nueva ciudad, y justo al llegar se enamorará a primera vista de Madoka Ayukawa, que le tratará de forma bastante fría aunque cuando se conocieron fue amable al recogerle él el sombrero rojo que el viento había hecho volar. Además de lidiar con su enamoramiento de Ayukawa tendrá que evitar romper el corazón de Hikaru, que se enamorará de él al verle encestar un tiro imposible de básquet. Para liarlo más todo la familia de Kasuga tiene poderes psíquicos, y deberán evitar ser descubiertos y no usarlos en público, aunque no todos los miembros de la familia parecen tener el mismo cuidado.

Opinión personal

Argumento

Kimagure Orange Road es una comedia romántica que gira alrededor del triangulo amoroso formado por Hikaru, Kyosuke y Madoka. Kasuga Kyosuke y su familia tienen poderes sobrenaturales, y como no pueden permitirse ser descubiertos deben trasladarse cada vez que tienen problemas con ello. Al inicio de la historia se trasladan al pueblo donde Kyosuke se encontrará a Madoka Ayukawa y Hikaru Himari, que darán inicio a sus primeras experiencias románticas. Primero se encontrará con Madoka, de la que se enamorará a primera vista. Poco tiempo después en su instituto se encontrará con Hikaru, la cual se enamorará de él al verle hacer algo sorprendente con sus poderes.

 

El triángulo amoroso es planteado rápidamente, y aunque es bastante obvio lo descompensado que está desde el principio (pues de quien se enamora Kyosuke es de Madoka, no de Hikaru), precisamente por eso no es un triangulo amoroso típico. El conflicto no recae solo en la decisión del protagonista masculino, sino también en una de las protagonistas femeninas, es decir, Madoka. Y es que ella es amiga de infancia de Hikaru, lo cual complica bastante más las cosas conforme la historia se desarrolle, al igual que las relaciones entre este magnífico trío protagonista.

Gran parte de la serie son capítulos autoconclusivos de la vida diaria de ellos tres y los diversos secundarios que hay en la historia. Muchos malentendidos, un joven protagonista que no sabe cómo lidiar con sus primeras experiencias amorosas, y líos por doquier a causa de los poderes sobrenaturales de la familia de Kasuga (telequinesis, intercambio de cuerpos, viajes temporales…). El tema de los poderes es probablemente lo que hace un poco más única a la serie, y ayuda a ir disfrutando de una historia que puede que se alargue más de lo necesario, aunque nada comparado a otras comedias románticas de la época  como Ranma ½ o Urusei Yatsura. Aunque Kimagure Orange Road se centra más en el romance que estas otras.

 

Las 8 OVA’s que hay no son relleno, son adaptaciones de capítulos del manga y se tienen que ir viendo en un orden en concreto a lo largo de la historia. Están en la línea de calidad del resto de la serie, e incluso aparecen personajes que no están en esta pero sí en el manga (como la quinta), así que recomiendo verlas. Aunque sobre todo si la serie te está gustando y quieres alargarla algo más, pues con el resto ya se disfruta y comprenden bien las relaciones entre los protagonistas. Los 48 episodios de la serie y las OVA’s no dan un final cerrado, para ello se tiene que ver la película “I want to return to that day”, que dura una hora y sí da un desenlace final al triangulo amoroso que se va desarrollando a lo largo de la serie. Un final que personalmente me gustó bastante, que cierra correcta y decentemente la historia. Puede que dé un cambio de tono algo brusco, pero necesario al fin y al cabo y que hace de Kimagure Orange Road un romance aún mejor de lo que ya es en su transcurso.

Personajes

Como personajes principales tenemos al trío que forman Kasuga, Hikaru y Ayukawa, muy bien definidos des del principio e incluso ya con el primer opening. Kasuga es el típico protagonista de comedia romántica, bonachón, algo iluso y muy indeciso. Después tenemos a las dos chicas principales, muy opuestas entre ellas aún lo amigas que son: Hikaru es inocente, alegre y algo infantil, mientras que Madoka se presenta como una chica más reservada y mucho más madura que los otros dos protagonistas (en todos los sentidos), aunque algo macarrilla al principio. Con estos caracteres tenemos unos protagonistas que contrastan entre ellos, lo cual enriquece el romance y que acaba siendo muy disfrutable ver como congenian entre ellos.

 

Hikaru de entre los tres es la que menos desarrollo llega a tener, aunque tiene algún buen episodio en el que se profundiza algo más en el personaje. Por otro lado, tenemos a Ayukawa y Kyosuke, que sí se desarrollan algo más, especialmente la primera gracias a la llegada en su vida del protagonista. Se le podría reprochar a la serie que ambas chicas llegan a perdonar demasiadas veces al protagonista las diversas molestias que a veces les causa a ambas, aunque muchas de estos acaban siendo por malentendidos o que en realidad Kasuga no tiene una verdadera malicia en sus acciones o errores.

 

La mayoría de secundarios están más para añadir un punto de comedia que para tener una verdadera relevancia argumental, y algunos suelen iniciar los conflictos principales de cada episodio. Están los amigos de Kasuga, Hatta y Komatsu, cuyas bromas de pervertidos me acabaron cansando bien rápido y es además su único propósito en la serie. A los líos románticos se le añade un pretendiente a Hikaru, Yusaku, un karateka y amigo de infancia de las chicas protagonistas que no acepta la relación entre Hikaru y Kyosuke, y que ella siempre está rechazando. Aunque esa relación con ambas protagonistas no es más que otro instrumento más para la comedia y no es muy aprovechado. Finalmente, están las traviesas y divertidas hermanas del protagonista, Manami y Kurumi, que también añaden un toque de comedia, aunque la primera tiene un episodio especialmente bueno respecto al crecimiento del personaje en la adolescencia.

 

Arte y animación

 

La animación es suficiente para lo que es la serie, tampoco hay mucho a comentar en este apartado en concreto en una comedia romántica del 87. En lo que respecta a los diseños, los de Ayukawa y Hikaru considero que están muy logrados y que transmiten muy bien la personalidad de cada una. A Ayukawa se la ve claramente mucho más madura y guapa que Hikaru, que parece más infantil e inocente con sus ojos más claros y su pelo corto. Kasuga está muy en la línea de los protagonistas de comedias románticas, y del resto de personajes no hay mucho que destacar. Apenas hay fanservice, además la época salva algo los diseños de los cuerpos femeninos, cosa que es más difícil actualmente.

 

OST, openings y endings

Si de algo puedo estar seguro de este anime de los 80 es que tiene unos fantásticos openings. Superar al primero, Night of summer side (con el mejor vídeo), es difícil, pero las canciones Orange Mistery, Choose me o Kagami no naka no Actress me encantaron igualmente. Los vídeos de los endings son más simples, a excepción del segundo, pero las canciones también me parecieron perfectas para el anime. Sobretodo destacar Sad Hearth Burning y Dance in Memories.

Por otro lado, tenemos una preciosa banda sonora repleta de bonitas melodías como Jenina, Madoka no theme (In Lovers Room), Futashika na I LOVE YOU, Tsuisou… akai mugiwara boushi no kimi e, Triangle of love, My little girl…

 

Conclusión

Concluyendo, Kimagure Orange Road es un clásico del género que se aleja de las ñoñerías endulzadas, aunque eso no implica que no tenga sus momentos íntimos y de tensión romántica. Aunque al principio parezca que vaya más directo que otras series al asunto del romance, la serie se ralentiza en una mayoría de historias episódicas que nos van narrando la vida de los protagonistas y poco a poco van mostrando la evolución de la relaciones entre el encantador trío que forman Hikaru, Kyosuke y Ayukawa. Aún eso, la considero una imprescindible del género de comedia romántica y uno de mis romances favoritos, especialmente por su final.

Kimagure Orange Road

NOTA: 8

 

Michiko to Hatchin|| Acción latina

Ficha técnicaMichiko to Hatchin

Título: Michiko to Hatchin

Género: acción, aventura

Estudio: Manglobe

Año de emisión: 2008-2009

Episodios: 22

 

Sinopsis

Michiko Malandro acaba de escapar por cuarta vez de prisión, y está decidida a ir en busca de un hombre de su pasado. Encontrará su pista en una niña llamada Hana Morenos, que acogida por una familia que la maltrata sueña con que un día sea liberada de su horrible situación. La encargada de ello no será otra que la alocada criminal Michiko, y juntas emprenderán un largo viaje en el cual deberán enfrentarse a un sinfín de adversidades provenientes del pasado de la salvadora de Hana.

 

Opinión personal

Argumento

Acción, drama, tiroteos, persecuciones, amor, amantes, mafias, drogas, ladrones, asesinos…. Michiko to Hatchin nos cuenta la aventura de Michiko Malandro y Hana Morenos (o Hatchin)  para encontrar a Hiroshi Morenos, el supuesto padre de esta última. Al más puro estilo de Thelma y Louise ambas deberán recorrer un largo camino perseguidas por la policía, la mafia y numerosos extraños interesados.

Michiko

La acción se sitúa en un seguido de lugares imaginarios de Latinoamérica. Creo que es el único anime que he visto en el que toda la historia ocurre aquí. Los personajes hablan japonés, aunque el portugués está muy presente a lo largo de la serie, así que suponemos que se encuentran concretamente en Brasil (a parte de que aparecen varias veces las favelas). Tanto por los fondos, como las vestimentas, las canciones, el ambiente… todo está muy bien plasmado para ser una serie de origen japonés. Obviamente, no toda Latinoamérica o Brasil será así, pero dado en los ambientes en los que se mueven las protagonistas, sí que es pertinente en el que es presentado.

La travesía de Michiko y Hatchin está repleta de acción, crimen, y un pasado que persigue, no solo a Michiko, sino también a muchos de los personajes secundarios. Venganza, amor, traición… cada uno deberá huir de estos como pueda para poder seguir adelante. Por lo general todos los capítulos son entretenidos, tiene comedia, drama y un final satisfactorio.

 

Personajes

Sensual y mortal, Michiko Malandro es uno de los personajes más potentes de la serie. Se trata de una fugitiva, es violenta, bruta, orgullosa y aunque goza de grandes encantos en ningún momento de la serie los usa en su favor ni es algo relevante (al contrario de muchos otros personajes femeninos del anime, que son reducidas simple carnaza). Además, en el contexto de la serie y tal y como es el personaje, la vestimenta y las maneras son adecuados, así que el tratamiento del personaje es totalmente adecuado y acertado. En definitiva, un personaje muy rico, divertido y del que veremos muchas facetas.

 

Después tenemos a Hana Morenos, la cual junto a Michiko hacen la pareja perfecta. Salvada de la custodia de unos extraños por Michiko, Hana se opone a esta en todos los aspectos. A ninguna de las dos la vida las ha tratado bien, Hana es una niña humilde, inocente, insegura… aunque cambiará rápido, pues se ve obligada a ello para sobrevivir a la alocada vida junto a su compañera de viaje. A lo largo de esta epopeya que emprenden juntas podremos ver como tanto ellas como su relación va evolucionando mientras van aprendiendo de ambas y de sus errores hasta llegar a su destino. Una pareja encantadora, divertida y que se complementa a la perfección.

No solo tenemos a unos fantásticos personajes principales, sino que los secundarios no se quedan atrás. A lo largo de esta aventura ambas chicas se encontrarán con diferentes personajes que influirán en su modo de ver las cosas y nos dejarán muy buenos momentos y escenas. Entre ellos tenemos a Atsuko, una agente de policía encargada de perseguir a Michiko y cuyas vidas están conectadas desde hace tiempo. Los diferentes personajes secundarios suponen un gran punto de divertimento, pues conforme van apareciendo ya no sabes qué buscan en las protagonistas, si quieren venganza, si son simples conocidos, amigos del pasado… o algún criminal al que Michiko le buscó las cosquillas y ahora quiere cobrárselas.

 

Arte y animación

La animación está bastante bien, aunque hay algunos capítulos (no muchos) en los que el dibujo flojea. Los diseños son buenos, especialmente el de Michiko, que además hay episodios en los que se le llega a ver con diversos vestidos (toda una pasarela de moda). Es correcta en general, logra crear bien ese contexto diferente al que el anime suele presentarnos.

 

 

OST, openings y endings

Excelente opening y ending y una OST que encaja perfectamente con la zona en la que se da la acción (incluso hay varias canciones en portugués). Algunas de las canciones que destacaría: Shampoo, Desencanto, Castelo de cristal, Melancolie, Sozhino (de las mejores), Prova de amor, Antena, Temporada das frutas…

Conclusión

Con acción a raudales y muy buenos personajes, Michiko to Hatchin es un anime con un sabor a road movie muy disfrutable y entretenido. Se agradece mucho que la acción no se dé ni en Japón ni con personajes japoneses, pues gracias a eso la serie se siente mucho más original y diferente. Finalmente, decir que se trata de una serie original dirigida por Sayo Yamamoto, directora también del hit del otoño del 2016 Yuri!!! on Ice. Personalmente, Michiko to Hatchin me parece una serie muy superior a la famosa serie de patinaje, y cualquiera que haya disfrutado de ella debe visitar esta otra obra de la directora. Una pena que no alcanzase el nivel de popularidad de Yuri!!! on Ice!

NOTA: 8’ 50

Bubblegum Crisis|| Chicas guerreras, monstruos biomecánicos y una gran OST

 

Ficha técnicaBubblegum Crisis OVA's cover

Título: Bubblegum Crisis

Género: ciencia ficción, acción, mecha, cyberpunk

Estudio: AIC

Año de emisión: 1987-91

Episodios: 8. 40 minutos por episodio, aproximadamente.

 

 

Sinopsis

En un futuro no muy lejano, Tokyo fue devastado por un potente terremoto. Sobre la antigua Tokyo fue levantada MegaTokyo, gracias en parte a la ayuda de la compañía multimillonaria Genom Corp, que creó y produjo en masa unas criaturas biomecánicas llamadas Boomers para ayudar en la construcción de la nueva Tokyo. Pero los Boomers empezaron a perder el control, y la ADPolice intentó pararlos, para darse cuenta en seguida que era muy complicado lidiar con estos. Ante la amenaza de estas criaturas un grupo de cuatro chicas de varios espectros de la sociedad se unieron para combatirlos. Autodenominándose “Knight Sabers”, ellas son las únicas con suficientes recursos y armamento para defender a la renovada Tokyo de Genom y los Boomers.

Opinión personal

Argumento

Bubblegum Crisis nos sitúa en un Tokyo distópico en el que la ciudad está asolada por el peligro de los Boomers, unos monstruos biomecánicos fuera de control creados por la compañía Genom. Durante las 8 OVA’s estos son combatidos por las Knight Sabers, cuatro chicas en trajes de combate de alta tecnología. Cada capítulo trata un conflicto diferente, introduciendo nuevos personajes en cada uno, aunque la mayoría tienen siempre de fondo a Genom como antagonista. Son episodios autoconclusivos de unos 40-50 minutos cada uno, en el que iremos conociendo a las chicas detrás de los trajes de combate: Sylia, Priss, Nene y Linna. Algunas historias irán muy ligadas a las protagonistas, llevándose la mayoría de protagonismo Priss.

 

Todo el contexto es bien presentado des del principio, teniendo una de las mejores introducciones que he visto nunca en un anime. Mientras suena el temazo Kon’ya wa Hurricane, interpretado por el grupo de música de la serie Priss and the Replicants se van mostrando los personajes principales de la historia, y también el problema que suponen los Boomers en esta nueva Tokyo. En general cada episodio es entretenido, teniendo una estructura muy pautada para cada uno que se va repitiendo, pero sustituyendo los personajes que introducen y mueven el conflicto. Venganza, intereses económicos, científicos o políticos, son algunos de los temas que van generando el conflicto en cada una de las diferentes historias, y aunque tampoco hay una gran resolución final, es una serie digna de ver.

Aunque se explica el origen de los trajes y porqué estas 4 chicas disponen de tantos recursos para combatir a los Boomers (y en cambio la policía no), me ha faltado que una de las OVA’s contase cómo se reunieron, y cómo 4 mujeres tan diferentes decidieron hacerse justicieras de la noche al día cual Batman. Otro tema que no me quedó muy claro y no se llega a explicar muy bien es la posición legal en la que se encuentra la empresa Genom. Ellos son los culpables del problema de los Boomers, pues los han producido, pero el gobierno ni nadie parecen hacer nada para impedir que siga produciéndolos o que sean ellos los que hagan algo con ese problema. Puede que se especifique en otras OVA’s posteriores, pero al menos en estas primeras no se dice nada, al menos que yo recuerde.

Personajes

Las cuatro protagonistas son muy distintas, y es algo que da chispa a las escenas y hace que las interacciones entre ellas mejoren. Sylia es una empresaria y la jefa del grupo, la que se dedica más a dirigir a las Knight Sabers y es la figura madura de este grupo justiciero. Por otro lado tenemos a Priss, una joven cantante de una banda de poprock, es la más rebelde y la que más conoceremos durante la historia. Después tenemos a dos más secundarias que poco se profundiza en ellas: Linna, una entrenadora de aeróbic y Nene, la más infantil de todas y que forma parte de la ADPolice.

 

 

No se llega a profundizar demasiado en los personajes, a excepción de Priss, pues en un par de capítulos el conflicto le es cercano a su vida personal. Después tenemos a Sylia, que sí llegamos a conocer algo de su pasado, pero por razones argumentales necesarias.  Hay algunas cortas escenas de ecchi algo innecesarias, pero en general como personajes femeninos están bien. Para 8 OVA’s que ofrecen sobretodo acción, son correctos. Una cosa es que en algún momento (como en un concierto que hace Priss al principio) se vean sexys, y otra es que repitan el mismo gag varias veces de  el chico que las ayuda en su lucha contra los Boomers las intente espiar mientras se cambian. Pero en general tampoco están demasiado sexualizadas ni se reducen a ser personajes que enseñen cacha, como otros de la época como Kei y Yuri de Dirty pair o Lum de Urusei Yatsura.

 

Como personajes secundarios tenemos sobretodo al policía Leon, el único personaje masculino que llega destacar. Tampoco se profundiza demasiado en él, le va detrás a Priss y será de los pocos personajes que tienen escenas de acción a parte de las Knight Sabers. Los enemigos van y vienen, a excepción del presidente de Genom, como ese villano entre las sombras que va apareciendo y desapareciendo pero que nunca llega a ponerse en peligro ni al alcance real de los buenos.

 

Arte y animación

Todas las OVA’s son visualmente espectaculares, para ser una serie de hace más de 25 años. El nivel de detalle (especialmente en la tecnología) es impresionante, y es una delicia ver el cuidado con el que está hecho todo. Está claro que después de haber visto animes más recientes como Mob psycho 100 o Hibike Euphonium pues Bubblegum Crisis se ve vieja, pero hay que tener en cuenta esos años que lleva encima, y entonces uno se da cuenta de la gran calidad y trabajo que hay detrás de estas largas OVA’s. Hay combates muy logrados, y el diseño más ligero de los trajes de las Knight Sabers permite movimientos más ágiles y dinámicos que nos dejan con grandes momentos de acción de estas chicas guerreras.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Debo repetirlo, y es que el nivel de detalle de algunos planos me parecía hasta absurdo, y tenía que parar el capítulo para admirar detenidamente cada matiz mecánico. De un nivel envidiable para cualquier anime actual. Parece que el amor por la tecnología no se transmitía solo en hacer 200 animes de mechas, sino que además también empleaban mucho tiempo en plasmarla fielmente en las escenas. Respecto a los diseños, los Boomers son decentes, de aspecto monstruoso, tienen un aspecto al que temer y también son muy detallados en la mayoría de las escenas. Por desgracia, los trajes de ellas me parecieron algo sosos, y que podrían estar mejor. La elección de colores no me convenció demasiado. A excepción de la forma especial de uno, en la que una moto se transforma en una armadura que le permite volar, el resto no me llamaron demasiado la atención. Por suerte el diseño de ellas compensa, cada una está bien definida y cuando van con ropa casual es interesante ver las vestimentas de la época.

 

OST, openings y endings

Está claro que si no te gusta el estilo musical de los ochenta una banda sonora como la de Bubblegum Crisis no te atraerá mucho. Yo la disfruté de principio a fin, y como he dicho, el tema con el que es introducida la historia me pareció espectacular y que quedaba de maravilla con todas las escenas. Cada OVA tiene su tema principal, algunos mejores, otros peores, pero en general encajan muy bien con la acción. Lo que son ya canciones más de fondo son correctas, pero canciones como Mr. Dandy, Lonely angel, Mad Machine, Priss in Disco o Remember, hacen de la banda sonora de Bubblegum Crisis algo difícil de igualar. Es el mejor recuerdo que tendré de la serie.

 

Conclusión

Estas 8 OVA’s merecen ser vistas por dos motivos: un apartado artístico impecable y una tremenda banda sonora que pone la guinda al pastel. No es un pastel espectacular o con un argumento especialmente complejo o sobresaliente, pero se deja ver y la gran calidad de esos dos apartados hacen que entre mucho mejor.

vlcsnap-2017-04-30-15h22m02s404

NOTA: 7’8

 

ACCA – 13-ku Kansatsu-ka|| Intrigas políticas, elegancia y buenos diseños

Ficha técnica83776l

Título: ACCA – 13-ku Kansatsu-ka (ACCA 13-Territory Inspection Dept)

Género: seinen, drama, intriga

Estudio: Madhouse

Año de emisión: 2017, temporada de invierno

Episodios: 12

Manga: 6 tomos, escritos y dibujados por Ono Natsume (Ristorante Paradiso)

Sinopsis

El reino de Dowa está dividido en 13 distritos diferentes, cada uno con sus particularidades sociales, culturales… Estos tienen diferentes agencias que son controladas por una enorme organización conocida como “ACCA”, que se encarga de velar por la seguridad del reino y dar asistencia de todo tipo a la sociedad. Dentro de esta se encuentra Jean Otus, el protagonista y el segundo al mando del departamento de inspección de ACCA, dedicado a supervisar el correcto funcionamiento de ACCA en los distintos distritos. Después de años de paz, parece que al acercarse el cumpleaños número 99 del rey esta tranquilidad política de la que goza el reino puede peligrar…

Opinión personal

Argumento

La historia se desarrolla en un reino cuyos diferentes 13 distritos le dan una gran riqueza cultural y social, y a lo largo de la serie podemos ir viendo las diferencias entre estos, pues Jean, el protagonista, se dedica a ir visitándolos como supervisor que es. El reino lleva gozando de la paz durante mucho tiempo gracias a la organización ACCA, pero ya desde el primer episodio se nos advertirá que algo se cuece entre los distritos, y que parece que se tendrán que tomar precauciones e investigar lo que pueda estar tramándose.

Jean Otus

Durante los 12 episodios que dura la historia se irán tejiendo y desvelando las estratagemas que se están planeando, y que pueden atentar contra la paz del reino de Dowa. Se trata de una serie con un avance pausado, sin grandes giros dramáticos o escenas muy pomposas y bruscas, pues va presentando y desarrollando su historia con mucha gracia, elegancia y buen gusto. Eso no significa que guarde bajo la manga varias sorpresas que nos puedan dejar boquiabiertos, pero evita hacerlo con gran dramatismo y con aspavientos. Algo que en una época que parece que todo ha de ser muy impactante, impresionante y que te haga sacar los ojos de las cuencas, se agradece.

Aunque haya varias partes que actúan con sus propias intenciones respecto al conflicto que se presenta (y además situadas en distintas partes del reino), es sencillo de seguir y la serie lo introduce claramente. Hay muy poco flashback (los necesarios), aunque sí mucho diálogo, pero igualmente la acción sigue un ritmo adecuado y se va desarrollando (hasta su buen final) de modo satisfactorio. En 12 capítulos no esperéis demasiados giros, pero logra mantener la atención y el final es más que decente.

Personajes

 

Tiene un buen reparto de personajes, en parte gracias a sus magníficos diseños de los que mencionaré algo en el apartado siguiente. Es un reparto grande, y Jean, aunque sea el protagonista y tenga un papel importante en la organización ACCA, es alguien que tiene un perfil más bien bajo. Todos están muy bien definidos, son inteligentes y sus diferentes pretensiones se van desvelando a lo largo de la historia, teniendo algunas sorpresas por en medio. No hay apenas evolución, cada uno se queda como se va definiendo a lo largo de la historia y según su posición dentro de ACCA o en la sociedad. Hay mucho personaje más bien serio y sobrio (no por ello menos interesante), pero también los hay de más animados (Lotta, Niino y varios secundarios) que hacen la trama más amena. Sinceramente, el diseño hace mucho y personalmente con solo verlos ya disfrutaba de ellos.

[SPOILER ALERT]

Jean probablemente sea el mejor diseño de todos, pero en relación a la personalidad del personaje y su evolución hacia el final de la serie. Durante toda la historia parece ser alguien pasota, que quiere que le dejen tranquilo y que no le metan en líos, pero en realidad es después alguien que siempre está arriba y abajo controlando la situación, hasta el punto de esa  revelación final que le da un buen palo a la familia Lilium. Sin duda alguna el perfil bajo que mantiene y su diseño van a la par, y eso es algo que en un segundo visionado de la serie seguro que se aprecia más. Mauve también destaca en ese aspecto junto a Jean, pues parece que no se está enterando de nada y que los Lilium se harán con la suya, pero al final les dan un buen golpe bien elegante.

[FIN DEL SPOILER]

 Arte y animación

 

Dentro de su sencillez, el apartado artístico es impecable y goza de los mejores diseños de personajes de la temporada en la que se ha emitido. En general el estilo de dibujo y los diseños son agradables de ver, los colores son variados y no muy estridentes. Cada uno de los personajes tiene los detalles justos para diferenciarse los unos de los otros,  sin parecer sobrecargados y transmitir bien su personalidad. También destacar el diseño de los elegantes trajes de ACCA, que sientan como un guante a los personajes que los llevan. Sin duda alguna, la mangaka que los diseñó (Ono Natsume) tiene muy buen gusto y estilo, y Madhouse ha hecho un excelente trabajo a la hora de adaptarlos. Finalmente, decir que a nivel de diseños, estos ayudan mucho a poder seguir bien toda la trama (respecto a lo de las diferentes partes que actúan), pues hay veces que este no sirve para nada y solo llevan a la confusión.

 

 OST, openings y endings

El opening, Shadow and Truth, me pareció fantástico desde la primera vez que lo escuché. El vídeo presenta con una canción bien animada las diferentes partes de personajes que tomarán partido en la historia, escondiendo además algunas de las sorpresas que se dan en el argumento. La OST es correcta, encaja con el tono más bien sosegado de la acción, aunque tampoco se me ha quedado ningún tema en concreto en la cabeza. Finalmente, el ending, Pale Moon ga Yureteru, está en la línea típica de las canciones de cierre de capítulo, bien tranquila para acabar con calma la acción. Prefiero bastante más el opening, aunque el baile animado en el ending es bonito.

 

Conclusión

Si buscas emociones fuertes y giros muy dramáticos en una serie de intrigas políticas, pues no es lo tuyo, pues esta lo hace de forma más discreta y elegante. Al ser solo de 12 capítulos uno tampoco puede esperar que estas intrigas sean algo muy elaborado o que de muchos giros, pero con su corta durada creo que hace un trabajo muy bien hecho, con unos grandes diseños, unos personajes interesantes y una resolución satisfactoria.

Después de Little Witch Academia, el mejor anime de la temporada de invierno 2017.

NOTA: 8’7

 

Cardcaptor Sakura|| Aventura, magia y romance

Ficha técnicasakura-portada

Título: Cardcaptor Sakura

Género: magical girl, aventura, comedia, drama, escolar, fantasía

Estudio: Madhouse

Año de emisión: 1998-2000

Episodios: 70

Manga: 12 tomos escritos y dibujados por las CLAMP entre 1996 y el 2000. Publicado en la revista Nakayoshi.

Sinopsis

Sakura Kinomoto es una niña de primaria que un día se encuentra un misterioso libro que contiene un mazo de cartas. Por desgracia, no tendrá tiempo de descubrir qué significan, pues por accidente crea un mágico corriente de viento y sin querer las cartas salen disparadas. De golpe, despertando de dentro del libro aparece la Bestia del Sello Keroberos, y le dice a Sakura que ha liberado las cartas mágicas de Clow, creadas por el mago Clow Reed. Estas cartas no son cosas de juego, ya que cada una de ellas tienen increíbles poderes y como pueden actuar de forma independiente Clow las selló en un libro. Ahora que las cartas están libres, el mundo está en peligro, y está en las manos de Sakura evitar que estas causen una catástrofe!

Dándole a Sakura el título de “Cazadora de Cartas” y otorgándole la Llave del Sello, Keroberos le encomienda la tarea de buscar y encontrar las cartas de Clow. Junto a su mejor amiga Tomoyo Daidouji y con la guía de Kero, Sakura deberá aprender a compasar su deber secreto como cazadora de cartas y la vida cotidiana de una niña de 10 años.

Opinión personal

Argumento

Cardcaptor Sakura es un clásico del anime y el manga del género de las magical girls, y se lo tiene bien merecido. A lo largo de 70 episodios seguiremos las mágicas aventuras de la joven Sakura “La Cazadora de Cartas”, para buscar, enfrentarse y atrapar las cartas de Clow. Respecto al argumento, sí que hay una línea general que se sigue que es la de atrapar las cartas, pero eso hace que se vuelva una serie episódica, pues en cada capítulo tendrá que atrapar una de ellas (tranquilos que no hay 70 cartas). Cada carta es única y con su poder especial, algunas de ellas son más peligrosas o violentas que otras, las hay que incluso son difíciles de identificar y complejas, y otras son más simples. Aunque el proceso de atraparlas es largo, no se me hizo para nada repetitiva o cansada de ver, pues cada una aporta algo muy diferente y el método para neutralizarla y atraparla será distinto.

 

Durante su deber como cazadora de cartas y en su vida cotidiana veremos a Sakura crecer como persona junto a amigos y familiares. La serie no son solo las cartas de Clow, pues temas como la amistad, el amor o la pérdida de seres queridos serán vitales para la historia. Respecto a este último, me refiero a la madre de Sakura, pues esta murió cuando ella era más pequeña, y se trata de una subtrama que va apareciendo a lo largo de la historia y que es tratada de forma fantástica, muy natural, tierna y con un buen drama. El resto de temas están igualmente bien tratados, pero personalmente este fue mi favorito. El romance es otro de los aspectos importantes a destacar. Se reparte en diferentes tramas y personajes durante los 70 episodios, se va desarrollando y apareciendo en distintas formas, algunas de muy evidentes y otras no tanto.

 

Aunque la mayoría de personajes son niños y, por tanto, la serie se siente inevitablemente algo infantil en algunos momentos, gracias a los diversos temas que trata se suple bien esa pequeña inconveniencia que puede suponer para algunos. Esos son los puntos fuertes de la serie, pues la trama de las cartas no tiene misterio alguno (aunque no por ello deja de ser entretenida en ese aspecto).

[SPOILER ALERT]

Una de las pocas pegas que le puedo poner a la serie, y fue algo que no me gustó nada, es como se resuelve el romance de Shaoran. Durante toda la serie se muestra un claro enamoramiento de Shaoran por Yukito, algo que ya se sabe que no llegará a nada, del mismo modo que lo hace el de Sakura por esta misma persona. Es algo totalmente natural y como tal se ve en la serie, pero por desgracia hacia el final echan a perder ese detalle que podría haber dejado. De forma totalmente innecesaria y sacada de la manga, dicen que esa supuesta atracción de Shaoran se da por la magia interna (Yue) que tiene Yukito, y no porque esté verdaderamente enamorado de él. En fin, un desperdicio y algo que no podía no mencionar en esta reseña.

[FIN DEL SPOILER]

Personajes

La mayoría de personajes principales son niños, pero eso no impide presentar a un elenco fantástico. Como protagonista tenemos a Sakura Kinomoto, una niña siempre alegre, algo cobarde y que necesita del apoyo de sus seres queridos para avanzar hacia adelante. Es un personaje encantador con una muy buena evolución a lo largo de los 2 años (aproximadamente) en los que transcurre la historia. En sus aventuras como cazadora de cartas tendrá a su lado a Tomoyo, su mejor amiga, la cual la apoyará en momentos de dificultad y grabará apasionadamente sus cazas de cartas. También se juntará con Shaoran Li, un chico de Honk Kong que la ayudará y competirá con ella por obtener las cartas. Se opone en muchos aspectos a Sakura, cada uno aprenderá del otro y su relación irá cambiando con el tiempo.

 

Tenemos a muchos otros personajes igual de importantes, como: Kero, que guía y aconseja a Sakura en su deber; Toya, el hermano mayor de Sakura y que siempre la molesta o Yukito, amigo de este y del cual Sakura lleva enamorada mucho tiempo. Estos se desarrollan menos, pero son igualmente carismáticos y hacen un buen papel. El resto de personajes ya son más secundarios, como los amigos del colegio de Sakura y varios que aparecen de tanto en tanto. Sobretodo destacar las buenas relaciones entre los personajes, el agradable ambiente que crean y como algunas se van desarrollando y dando riqueza a cada uno de los personajes. Aunque en ese aspecto los que sobresalen más que nadie son Sakura y Shaoran, mientras que muchos otros se desarrollan solo levemente.

 

 

Arte y animación

Aunque es una serie de hace 18 años mantiene una buena calidad y el dibujo flojea en muy pocos capítulos. El arte es genial, muy cuidado y no hay un solo mal diseño en todo elenco de personajes, cada uno está muy bien definido. A todos esto tenemos que añadirle la gran cantidad de trajes que lleva Sakura (casi uno diferente por cada carta de Clow que atrapa). Estamos hablando de más de 30 trajes, vestidos… distintos, y en ese aspecto se nota un gran trabajo de diseño.

 

Me gustaría destacar la simbología de las cartas de Clow y los diferentes diseños que tienen estas, pues cada una tiene su forma real, ya sea antropomorfa o animal, entre otras. También están muy cuidadas y logran crear un buen trasfondo y contexto mágico.

 

 

OST, openings y endings

Los tres openings me parecieron muy adecuados, pegadizos (especialmente el primero, Catch you Catch me) y buenos. Personalmente, me quedo con el segundo: Tobira wo Akete. Los endings, aunque no están mal, no me gustaron tanto como los openings. Como mucho el segundo, Honey, muy relajante y más adecuado para un ending.

Respecto a la ost, puede que no sea algo memorable, pero tiene buenos temas que se van repitiendo durante los 70 episodios. Los temas encajan bien con las situaciones y los hay fáciles de recordar y pegadizos. Para haceros a la idea, algunos de los que más me gustaron fueron: Shiawase no Sakura Namiki, Kero chan no tema, Tanoshii Hitotoki, Yasuragi no Hi, Deai, Kibou no Yokan y, por supuesto, el tema obligado de transformación de todo anime de magical girls: Sakura no Teema I y II (aunque son usados en otros momentos también).

 

Conclusión

Un clásico entretenido, tierno y con buen romance. Puede que la disfrutase más también por haberla visto de pequeño, así que el efecto nostalgia era presente. Igualmente, me acabé sorprendiendo de lo bien que se tratan las relaciones entre los personajes, el drama y el romance. Sí, en muchos momentos los diálogos son infantiles y al fin y al cabo sigue siendo una aventura de una niña de 10 años, pero personalmente creo que merece bastante la pena echarle un vistazo. La disfruté de principio a fin, aún sabiendo algunas de las sorpresas que se dan al avanzar la serie. Lo único que no me acababa de encajar era que nadie en el pueblo donde vive Sakura se da cuenta de lo que ocurre algunas veces, porque hay cartas que llegan a dar muchos problemas y no eran precisamente poco visibles. O que nadie la viese usando su magia. A excepción de eso, que tampoco lo tengo demasiado en cuenta porque sino casi no habría serie, me ha parecido muy buena en general.

vlcsnap-2016-10-11-17h34m28s633

NOTA: 9